15.11.05

Todos dan la mano a china

Nuestro presidente, nuestro Rey y nuestro alcalde (para los madrileños) estan muy contentos con la visita del dictador Hu Jin Tao. No es para menos, ya que parece que España va a ganar un monton de pasta, entre otras cosas, vendiendo naranjas a los orientales, lo cual esta muy bien y es bueno para nosotros y para los chinos.

Todo este asunto de las relaciones internacionales y los intercambios culturales es estupendo, ahora bien lo que yo espero es que este asunto se acabe con las naranjas, y no nos pongamos nosotros a importar elementos chinos como los asesinatos masivos de recien nacidos, (y2) la pena de muerte con visitas de los colegios incluidas por crimenes como el robo incluso a menores de edad, la esclavitud infantil al servicio del mercado internacional (fabricas de juguetes principalmente), o esa fea manía (muy de moda) de invadir paises, masacrar a la poblacion y quedarse.

Cosas sin importancia que no van a hacer que a nuestros políticos se les vaya la sonrisa a la hora de dar manos, todo sea por las naranjas.

Mas info.

Y ya por incordiar, me pregunto, ¿Que habría pasado si todo eso ocurriese en Cuba y el que hubiese venido fuera Fidel Castro? ¿Que dirían nuestros periodicos? ¿Y la oposicion? como es habitual, el gancho elige.

3 Comments:

Anonymous Anónimo said...

El problema es que en mayor o menor medida, y en la mayoría de los casos sin ser consientes de ello, todos estamos colaborando a que las cosas sigan igual... ¿cuántos de nuestros regalos para estas navidades no serán manufacturados en China, en fábricas en las que niños y mayores son explotados?
¿Quién no desea el crecimiento ecónómico de su país? (en teoría para poder tener una vida mejor, aunque algunos sigamos igual o peor que antes de "crecer")... Pues bien, seamos conscientes de que eso implica, entre otras cosas, impulsar la exportación (a menudo a costa de estrechar manos poco honestas), reducir costes de producción subcontratando fábricas que se saltan a la torera cualquier convención en materia de derechos humanos, e importar al menor precio posible, exprimiendo las economías más empobrecidas, que son las que no van a poder protestar....
Yo no quiero colaborar con todo esto... lo que me pregunto es si realmente podemos hacer algo desde nuestra posición de ciudadanos de a pie que hipotecan su vida por un puñetero piso de 60 metros cuadrados.
¡Me he deprimido! ¿Alguien con un punto de vista más positivo puede darme ánimos? ¡¡Por favooooooooooooooooor!
(Gracias)

15/11/05 14:46  
Anonymous Donut said...

Que se prefiere; cerrar los ojos a esos países por que son "malos malos"? Esa es la solución que proponeis? SE debe intentar cambiar las cosas desde varios frentes y este es uno de ellos

17/11/05 14:50  
Anonymous Anónimo said...

Nadie propone esa solucion, simplemente es lo que hay.

17/11/05 15:02  

Publicar un comentario

Links to this post:

Crear un enlace

<< Home